Lo raro es vivir

ImagenEsta vieja hermosa que veis aquí es Carmen Martín Gaite, una outsider que se fue a ver el mundo desde otra perspectiva en 2000, pero que nos dejó una obra literaria grandiosa. Os recomiendo especialmente sus últimas novelas: Nubosidad variable, La reina de las Nieves y Lo raro es vivir. De este último título extraigo este pasaje con el que se gana la Medalla Outsider con Distintivo Púrpura a los outsiders que han dejado huella:

“Es que todo es muy raro, en cuanto te fijas un poco. Lo raro es vivir. Que estemos aquí sentados, que hablemos y se nos oiga, poner una frase detrás de otra sin mirar ningún libro, que no nos duela nada, que lo que bebemos entre por el camino que es y sepa cuándo tiene que torcer, que nos alimente el aire y a otros ya no, que según el antojo de las vísceras nos den ganas de hacer una cosa o la contraria y que de esas ganas dependa a lo mejor el destino, es mucho a la vez, tú, no se abarca, y lo más raro es que lo encontramos normal”.

Cuánta razón. Y además se le entiende, a la tía.

César Astudillo      2002-01-08 18:55 - antiguos

Comentarios

  1. Carmen, 2002-01-08 19:10:
    Si que tiene razón, si; en “Recetas contra la prisa” escribió:
    Muchas veces oímos decir frases como: “yo no tengo tiempo de pensar en nada, no sé de dónde saca la gente tiempo para pensar”. Los que así hablan consideran el pensamiento como algo contrapuesto a la vida, incomunicado con ella. Consideran que lo que se hace y lo que se piensa son campos que no se interfieren. Y el tiempo de pensar se va así atrofiando, relegando a pequeños oasis estériles, como un lujo para la gente ociosa o un desahogo momentáneo para los muy ocupados. También éstos a veces, es cierto, leen, piensan o charlan con los amigos, pero estos ratos oficialmente liberados de la prisa se consideran tiempo aislado, infecundo para contribuir a disipar los errores del acelerado vivir cotidiano, el cual se reemprenderá con idéntico vértigo y enajenación. Tanto es así que a este tiempo de pensar se le suele llamar perder el tiempo, porque el hombre se ha hecho esclavo de la prisa y siente como inerte y sin consistencia todo lo que no lleva su marca angustiosa.
  2. Luisso Maguisso, 2002-01-08 19:25:
    Sé que llego tarde: tenía que poner este comentario al principio, el día 6 de enero.

    Felicidades por tu nuevo retoño digital.
  3. Outsider, 2002-01-08 19:40:
    ¡Gracias por el regalo, ‘’Carmen’’! Sin duda, CMG sabe de lo que habla… es difícil encontrar en un autor tanta lucidez, y al mismo tiempo, tanta ternura. Lo ordinario es que la lucidez conduzca al cinismo…
  4. felipe, 2002-01-08 19:55:
    ole, mi niño

    dios, arquitecturas, earful, grancomo,..., no me dejáis trabajar
  5. Webugger, 2002-01-08 20:10:
    Cada vez somos más. Eso no es ni bueno ni malo. Pero si los que vienen (o retornan) aportan calidad, sí es una buena noticia. Felicidades César!

Comentarios desactivados para este artículo.